980x200

Ucrania accede a las cajas negras, pero no ve indicios de un ataque al Boeing

IRÁN ACCIDENTE | 10 de enero de 2020

EFE/EPA/SATELLITE IMAGE ©2019 MAXAR TECHNOLOGIES HANDOUT

Kiev, 10 ene (EFE).- Ucrania ya ha accedido a las cajas negras del 737-800 de Ukranian International Airlines, siniestrado el miércoles con 176 personas abordo, pero por el momento no ve indicios de atentado terrorista, anunció hoy el ministro de Exteriores ucraniano, Vadim Pristaiko.

"A día de hoy no disponemos de suficientes motivos para afirmar que entre los restos del avión hay alguna clase de sustancia que nos hable de un atentado terrorista o de una, digamos así, catástrofe 'no natural' del avión", dijo Pristaiko en rueda de prensa.

Al mismo tiempo, subrayó que Kiev "no descarta" ninguna de las versiones, sea un fallo técnico o humano, un atentado o el impacto de un misil, como han denunciado en Estados Unidos o Canadá.

"No estamos trabajando con ninguna de las versiones. Barajamos todas las versiones. Nuestro principal objetivo es establecer todas las causas de la tragedia de la manera más justa e imparcial, y si alguien es culpable, encontrar a los culpables", señaló.

Pristaiko, quien recordó el derribo en 2014 de un avión malasio con casi 300 personas a bordo en el Donbás, adelantó los planes de "crear una coalición internacional que se dedique a la investigación del siniestro".

Y agregó que, si se demuestra que "el avión fue derribado", entonces Kiev exigirá responsabilidades a "todos los culpables" y compensaciones económicas.

De hecho, el ministro resaltó que las autoridades ucranianas analizarán detenidamente el vídeo en el que se ve cómo un objeto volador supuestamente impacta en el avión de Ukranian International Airlines.

El jefe del Servicio de Seguridad de Ucrania (SBU), Iván Bakánov, también aludió hoy al posible impacto de un misil lanzado por un sistema de misiles TOR-M1, aunque añadió que dicha versión también despierta muchas interrogantes relacionados con el funcionamiento de la batería rusa y el alcance del misil.

"El tema es demasiado importante como para sacar ahora conclusiones precipitadas", dijo Bakánov, quien reconoció que la versión del atentado terrorista también es valorada en profundidad.

Por otra parte, Pristaiko destacó que los especialistas ucranianos ya han accedido a las cajas negras del 737-800 y a las conversaciones entre los pilotos y la torre de control en Teherán, y emprenderán "en breve" su análisis.

"Hemos tenido acceso a las piezas del avión, al lugar del siniestro...a las cajas negras, con las que en breve esperamos emprender la reconstrucción de las conversaciones", explicó.

Además, añadió que los especialistas ucranianos también podrán analizar "las grabaciones de las conversaciones entre los operadores del centro de control de vuelos del aeropuerto de Teherán y los pilotos ucranianos".

Al respecto, admitió que están hablando con las autoridades iraníes sobre el lugar en que serán analizadas las cajas negras y subrayó que Kiev quiere que sea en su propio territorio, ya que el avión es de su propiedad.

También negó las noticias de que Irán no está colaborando con Ucrania para esclarecer cuanto antes las causas de la catástrofe aérea y recordó que los restos del avión se encuentran esparcidos "a lo largo de una gran superficie de terreno, incluida una población".

Pristaiko, que anunció la suspensión de todos los vuelos a Irán e Irak por motivos de seguridad, aseguró que la información recibida de los servicios secretos de EEUU, el Reino Unido u otros países es "secreta".

El secretario de Estado norteamericano, Mike Pompeo, llamó hoy por teléfono al presidente ucraniano, Vladímir Zelenski, al que ofreció la colaboración de EEUU para investigar la tragedia, tras lo que aseguró a la prensa que probablemente el avión ucraniano había sido derribado por Teherán.

"La hipótesis de que un misil impactó en el avión no se descarta, pero a día de hoy no está confirmada", subrayó Zelenski, quien desde que se produjo la catástrofe ha pedido esperar a los resultados de la investigación.

Contenido relacionado

Irán rechaza que un misil derribara el avión e invita a expertos extranjeros

Teherán, 10 ene (EFE).- Irán rechazó este viernes que uno de sus misiles derribara el avión ucraniano siniestrado al sur de Teherán con 176 personas a bordo y, con el fin de acallar estas denuncias, abrió la investigación a la participación de otros países.

Desde el Ministerio de Asuntos Exteriores a la Organización de la Aviación Civil de Irán, todos negaron la hipótesis del misil, que consideran una especie de conspiración y de "guerra psicológica" contra la República Islámica.

"Cualquier comentario sobre qué ocurrió antes de extraer los datos de las cajas negras no es válido, pero lo que es claro para nosotros y puedo decirles es que ese avión no fue alcanzado por ningún misil", subrayó en una comparecencia de prensa el jefe de la Organización de la Aviación Civil, Alí Abedzadeh.

El responsable iraní insistió en que "hubo fuego durante más de un minuto y medio en el avión mientras estaba volando" y que la ubicación del accidente "muestra que el piloto intentó regresar (al aeropuerto Imán Jomeiní)".

Sobre el hecho de que el piloto no contactó a la torre de control, Abedzadeh comentó que en una situación de emergencia el piloto "tiene primero que controlar el avión".

Las especulaciones sobre la posibilidad de un caso de derribo cobraron un tono oficial cuando el primer ministro canadiense, Justin Trudeau, dijo ayer que su Gobierno tiene información de que el Boeing 737 fue derribado por "un misil tierra-aire iraní".

De ser esto cierto, puede tratarse de un error del sistema de defensa aéreo de Teherán, que estaba en alerta ante posibles acciones de represalia de EEUU por el ataque iraní horas antes contra una de sus bases en Irak.

IRÁN PIDE PRUEBAS DE LA ACUSACIÓN

Trudeau indicó que basa su evidencia en fuentes de inteligencia canadienses y de países aliados y que cree que el derribo del avión de Ukranian International Airlines (UIA) "puede haber sido no deliberado".

Al respecto, Abedzadeh pidió que "si tienen pruebas e informaciones deben presentarlas ante el mundo" y aseveró que en el momento del accidente "distintos vuelos nacionales y extranjeros se encontraban en el espacio aéreo de Irán en la misma altitud" que el Boeing siniestrado.

También el portavoz iraní de Exteriores, Abas Musaví, solicitó esta madrugada "al primer ministro canadiense y a cualquier otro gobierno con información sobre este tema que brinde la información al comité que investiga el accidente".

Canadá está muy involucrada en este siniestro ya que 63 de los pasajeros eran canadienses, en su mayoría de origen iraní y con doble nacionalidad, mientras que Ucrania ha perdido a los 9 miembros de la tripulación y dos viajeros.

Desde Kiev fueron más cautos. El presidente de Ucrania, Vladímir Zelenski, afirmó hoy que no está confirmado que el avión fuera abatido por un misil, pero subrayó que es una hipótesis que "no se descarta".

CENTRADOS EN LAS CAJAS NEGRAS

El jefe de la Organización de la Aviación Civil pidió esperar a que se analicen las cajas negras, donde se registran las conversaciones de los pilotos.

Irán tiene el hardware y el software necesarios para leer las cajas negras en circunstancias normales pero, al estar dañadas, puede no ser posible extraer los datos dentro del país, adelantó Abedzadeh.

En este caso, el director general de la Junta de Investigación de Accidentes de la Organización de Aviación Civil, Hasan Rezaifar, detalló que contarán con la ayuda de Rusia, Francia, Canadá o Ucrania para evitar daños en la información.

Las cajas negras serán ya evaluadas en esta jornada en el laboratorio del aeropuerto de Mehrabad, en Teherán, para verificar si es posible su análisis en Irán, agregó Rezaifar.

PRESENCIA DE EXPERTOS EXTRANJEROS

Un equipo de expertos ucranianos trabaja desde ayer sobre el terreno para investigar las causas del accidente del Boeing 737 que cubría la ruta Teherán-Kiev y que acabó con la vida de sus 176 ocupantes.

Ante las denuncias del derribo del avión por un misil, el Ministerio de Exteriores de Irán informó de que su país "acoge con beneplácito" la presencia de expertos de los países afectados y que se ha invitado también a participar en las pesquisas al fabricante estadounidense Boeing.

La Junta Nacional de Seguridad en el Transporte de EEUU anunció que aceptó una invitación de Irán para participar en las pesquisas, como también hizo el organismo francés de Investigación de Accidentes Aéreos (BEA).

Además, Exteriores anunció hoy que una delegación canadiense de diez miembros se dirige asimismo a Irán para formar parte de la investigación.

Una investigación que como es habitual en estos casos puede llevar "uno o dos años", recordó Rezaifar, quien prometió que intentarán "minimizar" este tiempo para esclarecer el controvertido accidente.

Marina Villén

Ucrania pide cooperación para establecer la verdad sobre el siniestro del avión

Kiev, 10 ene (EFE).- El presidente de Ucrania, Vladímir Zelenski, apeló hoy a la comunidad internacional para establecer la verdad sobre el incidente del Boeing 737-800 de Ukranian International Airlines, que el pasado día 8 se estrelló poco después de despegar del aeropuerto de Teherán y fallecieron sus 176 ocupantes.

"Nuestro objetivo es establecer la verdad. Consideramos que es un deber de toda la comunidad internacional ante las familias de los fallecidos y la memoria de las víctimas. El valor de la vida humana está por encima de cualquier consideración política", escribió Zelenski en Facebook.

UCRANIA PIDE APORTACIÓN DE DATOS Y PRUEBAS

Para ello, el presidente ucraniano pidió, "en primer lugar a Estados Unidos, Canadá y el Reino Unido entregar a la comisión internacional todos los datos y pruebas referidos a la catástrofe".

Esta petición se produce después de que Estados Unidos y Canadá revelaron que disponen de indicios de que el avión ucraniano, que se estrelló cuando realizaba el vuelo 752 entre Teherán y Kiev, pudo ser derribado accidentalmente por Irán con un misil.

El primer ministro canadiense, Justin Trudeau, dijo ayer, jueves, que su gobierno dispone información de que el Boeing 737 fue derribado por "un misil iraní".

"El presidente Vladímir Zelenski y yo nos reunimos con representantes de EE.UU., en particular con la encargada de negocios de la embajada en Ucrania, Christine Quinn. Recibimos datos importantes que serán analizados por nuestros especialistas", escribió en Twitter el ministro de Exteriores ucraniano, Vadim Pristaiko.

UN MISIL, POSIBLE CAUSA DEL SINIESTRO

Diversos medios occidentales y también ucranianos coinciden en apuntar que la causa más probable del desastre aéreo es que el avión fue alcanzado por un misil o incluso dos.

"Podría parecer increíble, pero cada vez hay más indicios de que en la zona de vuelo internacional, prácticamente sobre el aeropuerto de Teherán, un misil antiaéreo de producción rusa derribó el Boeing ucraniano", escribió hoy el director del diario digital ucraniano Censor.Net, Yuri Butúsov.

Recordó que el posible derribo del avión tuvo lugar horas después de que Irán lanzara un ataque con misiles contra dos bases estadounidenses en Irak y en momentos en que las fuerzas antiaéreas iraníes se hallaban en estado de máxima alerta a la espera de una represalia.

Según Butúsov, los militares iraníes realizaron una lectura equivocada de los radares o las baterías de misiles TOR-M1, de fabricación rusa, estaban en régimen automático, en el que atacan cualquier objetivo que no responda al identificador amigo-enemigo.

"La hipótesis de que un misil impactó en el avión no se descarta, pero a día de hoy no está confirmada", subrayó Zelenski, quien desde que se produjo la catástrofe ha pedido esperar a los resultados de la investigación y a no adelantar conjeturas sobre sus causas.

IRÁN ASEGURA QUE NO DERRIBÓ EL AVION UCRANIANO

Las autoridades iraníes han asegurado que el Boeing ucraniano no fue atacado con misiles.

"Cualquier comentario o informe sobre qué ocurrió antes de analizar las cajas negras no son válidos, pero puedo decirles que (el avión) no fue alcanzado por un misil", insistió hoy en Teherán el jefe de la Organización de la Aviación Civil de Irán, Alí Abedzadeh.

Ante las denuncias del derribo del avión por un misil, Irán informó de que ha invitado a Ucrania, como propietario del avión, y a la compañía estadounidense Boeing, como fabricante del aparato, a "participar en la investigación".

EXPERTO PONE EN DUDA INTERÉS DE IRÁN EN UNA INVESTIGACION A FONDO

Una fuente de la comisión investigadora ucraniana puso en duda el interés de Irán en llevar a cabo una investigación exhaustiva del siniestro del avión.

"Los fragmentos del aparato continúan recogiéndolos con excavadoras (...). En el lugar de la catástrofe hay una muchedumbre de gente con y sin uniforme. Cientos de personas recogen y se llevan fragmentos del avión. Es imposible controlar esto", dijo la fuente en condiciones de anonimato a Censor.Net.

Agregó que de este modo "es imposible garantizar la conservación de fragmentos importantes para comprender la situación".

"¿Cómo se puede establecer, por ejemplo, el carácter de la explosión si los fragmentos del fuselaje pueden ser dañados por una excavadora?", se preguntó la fuente, que añadió que "los iraníes son gente informada y es imposible que no entiendan esto".

RUSIA INSTA A ESPERAR LAS CONCLUSIONES DE LOS PERITOS

Mientras, el viceministro de Exteriores ruso, Serguéi Riabkov, subrayó hoy que hay que esperar el análisis de los expertos y que "en esta etapa no hay ningún fundamento para hacer declaraciones altisonantes".

"Estoy convencido de que no se debe intentar ganar puntos políticos en esta terrible tragedia humana. Hay que dejar a los especialistas que analicen la situación y saquen conclusiones, pues comenzar ciertos juegos es, como mínimo, indigno", dijo Riabkov citado por la agencia oficial rusa RIA Nóvosti.

Nadjejda Vicente

USA News